mapas-1

A través de una exposición comisariada por el profesor Gonzalo Méndez

Una invitación a sumergirse en la historia de Galicia con los viejos mapas de los siglos XVII al XX

La muestra puede visitarse en la Casa Gallega de la Cultura hasta el próximo día 27

 

D. Besadío | Vigo
Un convite a sumergirse de lleno en la historia de Galicia, a buscar en los mapas de los siglos XVII al XX los lugares y territorios que recorremos de manera habitual y revisarlos con la imaginación. Esta es la propuesta que hace el docente Gonzalo Méndez con la exposición Mapas y Cartas de Vigo y de Galicia: siglos XVII al XX, la muestra de la que es comisario y que puede visitarse en la Casa Galega da Cultura hasta el próximo día 27. Es parte de la colección cartográfica de la Fundación Penzol, 38 mapas y cartas náuticas sobre Galicia y, más particularmente, sobre Vigo y su ría, un conjunto “extenso y equilibrado” de documentación cartográfica, con atención tanto a la temática náutica cómo a la territorial.

mapas-2

Gonzalo Méndez, comisario de la exposición, delante de la obra de Domingo Fontán

“El conjunto de documentos cartográficos antiguos sobre Galicia es amplio y aún abierto a la aparición de nuevos ejemplares”, explica Gonzalo Méndez, xeógrafo de formación, docente en las facultades de Biología y Ciencias del Mar, y todo un referente en los estudios sobre cartografía. La idea es que la persona que visite la exposición pueda comprobar con tan sólo un pequeño recorrido como a lo largo de estos cuatro siglos la cartografía fue objeto de una progresiva transformación, resultado del referido progreso científico-técnico. “Estos cambios permitieron una radical mejora de los mapas y cartas náuticas, que pasaron de representar el territorio y las costas como se pensaba que eran o como se recordaban y veían, la como realmente eran”, apunta el comisario de la muestra, que añade también que de este progreso resultaron beneficiadas otras disciplinas y sectores de actividad como la náutica, la urbanística, la ordenación territorial, las infraestructuras, etc.

mapas-3

Gallaecia Regnum de Hernando de Ojea (1635) edición de Blaeu

Documentos singulares de elevado valor histórico y también artístico

La colección recogida en la exposición, compuesta por alrededor de 80 piezas, refleja la obra de las distintas escuelas cartográficas y de los grandes editores de mapas, desde los más antiguos como lo de Hernando de Ojea (1560-1615), primera representación que se hace en Galicia de manera independiente, hasta el siglo XIX, en el que la cartografía gallega encuentra en la obra de punta en blanco Fontán su punto de referencia. “Y ya en los inicios del siglo XX los trabajos de la Comisión Hidrográfica a bordo del buque Urania, que tuvo sede en Vigo durante las campañas de cartografiado del noroeste peninsular levantando cartas náuticas de excelente calidad”, apunta Méndez, que explica que en 1908 se reconoció oficialmente la especialidad de Hidrografía en la Armada y se estableció este buque como academia para su enseñanza, lo que lo convirtió en escuela flotante. Años después, en 1916 el Urania volvería a Vigo para el levantamiento de la ensenada de San Simón y la realización del plano de los edificios arrendados por la Marina en la ensenada de Ríos en Teis, donde se emplazará con el paso del tiempo a Estación Naval y finalmente la Escuela de Transmisiones y Electrónica de lana Armada (ETEA).

mapa-4

Carte de la Baye de Vigo de Jacques Nicollas Bellin (1764)

Junto a la importancia histórica de estos documentos, Gonzalo Méndez destaca también su valor artístico, ya que muchos de los ejemplares de la muestra son claro ejemplo de la combinación del trabajo geográfico con la función decorativa; y también testimonial, pues transmite con claridad los progresivos cambios en los sistemas de medidas hasta la introducción del sistema métrico, el uso de diferentes sistemas de proyección y los cambios nos meridianos de referencia, así como otros progresos paralelos como la evolución en las técnicas de grabado e impresión.

mapa-5

Detalle de la Carta Geométrica de Galicia de Domingo Fontán (1845)

La obra de punta en blanco Fontán, el punto de referencia

La Carta Geométrica de Galicia que Domingo Fontán y sus colaboradores levantaron, “con escasez de medios pero mucho empeño”, durante diecisiete años entre 1817 y 1834 es, a juicio de Méndez, una de las piezas clave de la muestra, tanto por la importancia del documento en sí como de su autor, figura de relativo desconocimiento público y quizás el menos conocido de los residentes en el Panteón de Gallegos Ilustres. “Su figura es atractiva para todo lo que tenga interés en el siglo XIX, en la política, en el desarrollo industrial, en la cartografía e incluso en la vida universitaria”, apunta el comisario de la muestra, que aclara también que la elaboración de su mapa supuso, entre otros, un hecho muy relevante en la cartografía: la introducción del sistema métrico.

Imagen destacada:

Descripción del Reino de Galizia de Hernando de Ojea (1603)

Share This